Cómo pescar viejas del agua

Las viejas de agua son un pez particular cuyas placas lo hacen ver poco agraciado pero muy protegido, ya que su cuerpo parece una armadura acuática. Conocido con el nombre científico de Loricariichthys, este pertenece al género de peces de agua dulce de la familia Loricariidae.

A esta familia pertenecen unas 18 especies que tienen presencia en aguas cálidas y templadas de las zonas de Suramérica. Por lo general esta especie no suele pasar de los 40 a 50 centímetros.

Además de sus placas de escudo óseo, otra característica de las viejas de agua es que son de un color oscuro y pueden llegar a presentar una aleta dorsal espinosa y una cola de gran dimensión al igual que su cabeza.

Suelen habitar en fondos y aguas algo turbias y su visión resulta excelente para estas zonas. Incuba sus crías en una cavidad del maxilar inferior hasta que los mismos eclosionan.

Cómo pescar viejas del agua
Cómo pescar viejas del agua

Forma de pesca de viejas del agua

Para la pesca de esta especie es preferible esperar hasta los meses de diciembre a febrero. Son ideales como especie de pesca deportiva o recreativa. Esto porque se puede usar un equipo de caña sencillo. Requerimos de una caña liviana, pero con un hilo de, al menos 0.30.

El anzuelo también puede ser pequeño, ya que la boca de este pez no es precisamente grande. La picada, una vez que toma el anzuelo, es suave.

Para localizarla no hay que complicarse mucho. Solo hay que hacer un recorrido por ríos o arroyos para ubicar su presencia. Gusta de zonas donde las lagunas son bajas y las corrientes lentas. Revisar las zonas de rocas o donde hay troncos caídos es buena idea para localizarlas.

Como carnada el uso de gusanos o incluso lombrices es perfectamente posible. Lo ideal es usar carnada viva de la zona, especialmente si esta habita los fondos de los espacios de pesca que es justo su zona de hábitat.

Recomendaciones para su pesca

Al ser un pez de fondo marino se recomienda ubicar zonas poco profundas o donde se pueda hacer llegar nuestro cebo lo más al fondo posible. Además, este es un pez que rehúye de la luz, por eso dejar la pesca para las horas finales de la tarde o antes de que salga el sol es una muy buena idea.

Como suelen adherirse a veces a las rocas, ubicar la carnada cerca de estos espacios beneficia la pesca de esta especie. La zona pegada a los muelles es también otro lugar donde podemos conseguir a nuestras viejas del agua para la pesca.

Variedades de las viejas del agua

Hay diversas variedades de esta especie, nombremos algunas de las más comunes:

  • Limpia vidrio. Es una de las especies de tonos más claros. Suele presentar solo una mancha oscura, siendo el resto de su cuerpo entre amarillo y gris verdoso.
  • Pega-Pega. Una variedad de tonos más castaños o marrones. Suele alcanzar hasta los 50 centímetros y posee unas motas de color más oscuro por todo el cuerpo.
  • Vieja de cola larga. Como su nombre lo indica tiende a tener una cola de mayor longitud que otras. Su color es entre marrón y gris con manchas y bandas negras que le atraviesan.