Cómo Pescar una Raya

La pesca de rayas constituye todo un reto y trofeo en sí. Conjuntamente con los tiburones, las rayas son de los animales que más misterio y atracción generan, pese a que su avistamiento resulta bastante común hoy día.

Su nado grácil y etéreo esconde una fuerza descomunal debajo del agua, esto gracias a su propia morfología aplanada que incluso complica la captura una vez que este ha picado el anzuelo. Ya desde este momento debemos tener presente que debemos contar con un equipo robusto, capaz de hacer frente a esta especie.

Cómo Pescar una Raya
Cómo Pescar una Raya

Características de las rayas

Como mencionábamos, la fuerza de estos peces es realmente poderosa, en esto ayuda también su peso, que suele rondar los 35 kilos promedio y su longitud de 30 centímetros aproximadamente, esto para las rayas más comunes, no para más mantarrayas cuya talla y peso es mucho mayor. Su aguijón, por otro lado, es una de las partes características de su anatomía y en algunas especies puede llegar a ser muy venenoso.

Su hábitat las ubica por lo general en los fondos marinos, donde suelen enterrarse en la arena a la espera de las presas. Su cuerpo está constituido de cartílago flexible, esto les da la movilidad a sus aletas de moverse de manera tan ágil y con mucha gracia.  

Su visión no es precisamente su sentido más fuerte y menos para la caza, la cual es más bien orientada por pequeñas descargas eléctricas que les ayuda a detectar a las futuras presas. El diseño de su piel las hace moteadas o con rayas en su parte superior, siendo la parte inferior blanca.

Mejores cebos para la pesca de rayas

A nivel de cebos, la sardina será el cebo natural preferido a usar para hacer capturas mucho más efectivas. No olvidemos añadirle sal o congelarla para que nos sea mucho mejor manipularla en las sesiones de pesca.

Cómo Pescar una Raya: técnicas que sí funcionan

Hay muchas formas de hacer pesca de rayas, acá te ofrecemos dos alternativas para que realicemos la mejor sesión posible:

Pesca a fondo

Resulta ideal puesto que su hábitat lo amerita. Las recomendaciones para la pesca a fondo son las siguientes:

  • El hilo de tu carrete debe tener al menos una resistencia de más de 25 kg. El problema de usar uno más fino, es que la raya lo romperá con facilidad.
  • Se requiere el uso de guantes para poder lograr sacar, de manera segura, al animal del agua. Recordemos que su manipulación puede ser riesgosa y puedas incluso cortarte tus dedos.
  • Debes contar con bichero o garfio para poder clavar a la raya cuando esta logre picar. La razón de esto es que desanzuelarla viva resulta muy peligroso debido a su aguijón.

Pesca por palangre

Una de las grandes ventajas de usar este método es que resulta muy seguro, porque podemos arrastrar todo hasta la orilla y evitar así subir la raya al bote. Lo recomendable es usar carnadas naturales y completas, de manera que pueda anzuelarse sin problema al momento de devorarla. Lo recomendable puede ser usar calamar o hasta mojarras completas para atraer su atención y posibilitar su pesca.