Cómo Pescar con Asticot

La pesca con asticot resulta una de las preferidas para los pescadores de aguas continentales. Resulta, para muchos, el cebo por excelencia y, tanto así, que muchos lo usan para especies tan variadas como los salmónido e incluso para la pesca de mar también resulta muy conveniente para muchos.

No obstante, pese al favoritismo por este tipo de señuelo, en España no es muy bien visto su uso en algunas Comunidades Autónomas. Entre otras, por la poca precaución que tiene en su conservación algunos pescadores

Cómo Pescar con Asticot
Cómo Pescar con Asticot

¿Qué es el asticot?

El asticot son las larvas de la mosca común. Resulta ideal para la pesca porque al contraer su cuerpo está en constante movimiento lo cual resulta perfecto para atraer a los peces que gustan de larvas y ninfas.

Resultan larvas acéfalas, es decir, que no se puede distinguir la cabeza en la forma de su cuerpo. Por lo general son blancas o color crema aunque solemos encontrarlas coloreadas en algunos comercios.

La compra y conservación del asticot

En las tiendas de pesca es muy común conseguir el asticot, ya sea en su versión francesa, es decir el gusano más grande y robusto o la inglesa más pequeño.  La ventaja del primero es que resulta perfecto para encajar en el anzuelo de manera tal que se puede sujetar de un costado y seguir con movimiento.

Para una conservación óptima será necesario el uso de aserrín y de refrigeración. Todo para evitar que se rocen y pasen al estado de crisálida y sea imposibles usarlos ya que esa etapa solo conduce a la eclosión de la mosca.

Cómo Pescar con Asticot

Se puede usar como cebador o para hacer la pesca en sí desde caña. Lo ideal será pinchar desde la parte más gruesa de manera que el gusano quede vivo y se conserve su movilidad. El pescador más experimentado sabe que debe buscar la parte más fina de la piel para engarzar ahí el anzuelo, que no debe tampoco ser muy grande.

Para mejorar las posibilidades de pesca se pueden ensartar varios asticot al anzuelo, si son coloreados se puede hacer una combinación de colores, de manera que el contraste resulte llamativo para los peces que divisan tonalidades claras de oscuras.

Hay muchos pescadores que mezclan el uso de asticot con maíz, siendo perfecto para atraer especímenes como carpas.

Hay una técnica conocida como asticot flotante, que busca que la larva absorba agua, cubriéndola en un recipiente lleno de esta, y que logre flotar al hacer la pesca.

Otra técnica será la de asticot muerto, poco usado por algunos, permite que el mismo esté inerte en zonas de corrientes o incluso que estando en el fondo se inserte en el lecho.

La pesca en mar con asticot resulta también perfecta. Muchos usan la pesca al corcheo o con flotador, que será muy similar a la técnica usada en agua dulce que es, por lo general, al coup o inglesa.

En agua dulce resulta perfecto para atraer bagres, salmón o ciprínidos para el mar el sargo, las mojarras o incluso la lubina serán las piezas a sacar aprovechando esta genial carnada.